La vacunación es un método preventivo usado en veterinaria, que intenta evitar que el animal sea infectado por ciertas enfermedades.

Este método es muy recomendado por algunas personas, y a la vez muy criticado por otras. En este artículo te voy a explicar todo lo que debes saber sobre las vacunas, para que puedas tomar una decisión correcta y responsable.

¿Que es una vacuna?

Las vacunas son unos preparados que contienen microorganismos patógenos debilitados, muertos o alguna parte de ellos, y prepara a las defensas (sistema inmunológico) del animal para combatir una posible infección en un futuro.

¿ Como se ponen las vacunas? ¿Le dolerá?

Las vacunas se administran mediante una aguja con jeringa, por lo general en el espacio subcutáneo, es decir, el espacio debajo de la piel. Se suelen poner en la zona del lomo, pero algunas vacunas se administran debajo de la piel de alguna extremidad.

Al animal le puede causar un ligero dolor momentáneo por el pinchazo, pero debido al pequeño grosor de las agujas usadas casi no le dolerá. A veces, según el tipo de vacuna le puede producir un poco de picor tras la administración, pero suele durar poco.

Truco​: Si tu mismo aguantas a tu perro mientras le administran la vacuna y le rascas la cabeza, o incluso le muestras una golosina para perros con un olor muy intenso casi ni se dará cuenta de que le están pinchando. ¡Pruébalo!

¿Cómo funciona una vacuna?

Debemos entender que la primera vez que el cuerpo detecta un patógeno, un microorganismo “malo” para el animal, hace una respuesta lenta y poco efectiva, por lo que el animal puede enfermar. En el segundo contacto que se da, la respuesta del sistema inmunitario es más rápida y efectiva, evitando que el patógeno infecte al animal.

Las vacunas introducen dentro del cuerpo el microorganismo que causa la enfermedad, debilitado, muerto o parte de él, por lo que no le va a causar la enfermedad, pero su cuerpo si que va a luchar contra él.

Al entrar el cuerpo en contacto con la vacuna, unas células crean anticuerpos para eliminar el patógeno. Además se crearán células de memoria que reconocerán el patógeno con más eficacia y lo combatirán mejor en un futuro.

¿Debo vacunar a mi perro?

Si, es necesario vacunar a tu animal, ya que vas a prevenir muchas enfermedades como la rabia o el moquillo que pueden resultar mortales para tu perro. Además, algunas vacunas como la rabia son obligatorias en el territorio español (exceptuando Cataluña, Galicia y País Vasco)

Las vacunas tienen efectos secundarios, claro que sí, pero son muy poco comunes, y los beneficios siempre van a ser mayores que los riesgos.

¿Es necesario vacunar cada año?

¿Debo vacunar a mi perro? 1

Depende del animal, hay animales que quizás necesiten un “recordatorio” de la vacuna muy frecuente, pero otros mantienen la inmunidad durante más tiempo, incluso 3 años.

Si estás preocupado por los efectos secundarios que podrían provocar las vacunas en tu animal, la solución no es dejar de vacunar, la solución es vacunar lo necesario.

¿Cómo vacuno lo necesario para que mi animal no se ponga malo?

Como te he explicado antes, los animales tienen las células de memoria, esas que “recuerdan” por un tiempo como combatir un patógeno. Su duración varía, así que el tiempo que un animal esté protegido hacia una enfermedad también varía, no tiene porque ser un año, por lo que no tiene sentido vacunar cada año como una rutina.

Para saber si tu animal está inmunizado, protegido, deberás pedir a tu veterinario un test específico de anticuerpos para mirar si tu animal tiene todavía esos anticuerpos.

Si tu perro tiene los anticuerpos en los valores necesarios para proteger a tu animal no se deberá vacunar.

¿Y porque no se usa este método? ¿Porque se vacuna como una rutina?

El motivo por el que no se usa este método de forma rutinaria es simple, es más barato vacunar al animal una vez al año que mirar si el animal está inmunizado y luego vacunar en función de si lo está o no.

Aun así, este método se lleva haciendo desde hace años para la vacuna de la leucemia felina, ya que se conoce que esta vacuna puede provocar sarcoma, un tumor maligno. En este caso se miran los anticuerpos por el riesgo de padecer un tumor por la vacuna.

Recuerda​: Si te interesa este método debes hablar de esto con tu veterinario, él es quien ha revisado a tu animal y conoce su estado de salud, y quien te podrá proponer la mejor manera para aplicarlo a tu animal.

¿Te resultó útil esta publicación?

¡Haz click en una estrella para puntuarla!

Puntuación media / 5. Recuento de votos: