Como alimentación natural se define «un alimento o ingrediente derivado exclusivamente de origen vegetal, animal o fuentes mineral, ya sea en su estado natural o después de haber sido sometidos a un tratamiento físico, tratamiento térmico, de purificación, hidrólisis o fermentación, pero no ha sido producido por química sintética, excepto en cantidades que puedan ocurrir inevitablemente en buenas prácticas de manufactura».

¿Considerando una alimentación natural para tu mascota?

También existen directrices sugeridas a seguir por los fabricantes de alimentos para mascotas cuando se refiere a etiquetar un producto como natural. Estas directrices establecen que el término natural, sólo se debe aplicar cuando todos los ingredientes y componentes cumplen con la definición completa proporcionada.

Por ejemplo, el término «alimentación natural» no se aplica si hay ingredientes químicos sintéticos presentes en la composición del alimento para mascotas. Como excepción, a modo de suplemento dietético, bajo ciertas circunstancias pueden añadirse vitaminas sintéticas o aditivos minerales a un producto etiquetado como natural.

¿Cuál es la diferencia entre alimentación natural y orgánica?

Los términos naturales y orgánicos se usan indistintamente. Sin embargo, hay muchas diferencias reconocibles entre alimentos naturales y orgánicos para mascotas.

Los alimentos orgánicos para mascotas deben cumplir con unas directrices más estrictas que los alimentos naturales para tu mascota. A diferencia de los alimentos naturales, los alimentos orgánicos tienen que garantizar que no se utilizan ingredientes artificiales en su fórmula.

Por otra parte, los alimentos orgánicos de mascotas también tienen prohibido utilizar la mayoría de los fertilizantes, pesticidas, antibióticos e ingredientes artificiales durante el proceso de producción.

¿Cómo puedo saber si la alimentación de mi mascota es natural?

El mejor consejo es usar tu propio criterio en la búsqueda de un alimento natural para mascotas. Si ves el término «alimentación natural» en la etiqueta de un alimento para tu mascota, simplemente significa que el alimento fue mínimamente procesado en un entorno natural. La comida todavía puede contener granos, gluten y soja.

¿Te resultó útil esta publicación?

¡Haz click en una estrella para puntuarla!

Puntuación media / 5. Recuento de votos: